Le Commandant Charcot: itinerarios de cuento de hadas


Le Commandant Charcot, el barco de Ponant impulsado por GNL pone a la venta sus espléndidos itinerarios polares. La temporada inaugural del nuevo barco, el primero a gas natural licuado y de dimensiones pequeñas, se realizará en la Antártida en el invierno de 2021-22 y ofrecerá una serie de cruceros verdaderamente maravillosos.

 

Son muchas las novedades sobre el barco en sí. Para Ponant, la atención al medio ambiente no es nada nuevo, si bien con Le Commandant Charcot hay muchas novedades. Ya hemos mencionado la propulsión, que utilizará un sistema híbrido a gas y con motores eléctricos. A bordo, luego, un laboratorio de investigación científica, equipado para estudiar los ecosistemas y la biodiversidad del ambiente polar.

Un crucero en Le Commandant Charcot representa un verdadero viaje de exploración: el mar de Ross, el mar de Bellingshausen, la isla Pedro I. Por primera vez, los pasajeros a bordo del nuevo barco podrán descubrir estas áreas tan remotas del mundo, una hazaña notable hecha posible por Ponant.

Los viajes también se enriquecerán con las excursiones en aerodeslizadores, kayaks e incluso con vuelos en globos aerostáticos. Para los valientes, incluso se ofrece la posibilidad de bucear en las aguas polares. La experiencia es verdaderamente a 360° ya que los guías expertos y el personal especializado del Ponant pondrán a sus huéspedes en condiciones de instalar una pequeña base polar, manejar un transmisor y recolectar muestras de agua.

Aquí algunos ejemplos de los fabulosos itinerarios que representan verdaderas experiencias de vida:

Crucero “Los pingüinos emperadores del mar de Bellingshausen”

Este excepcional crucero llevará a los huéspedes más allá de la isla Pedro I y Charcot, en el corazón del mar de Bellingshausen. Nombrado así en honor del almirante y explorador ruso que descubrió la Antártida en 1820, este mar en el Océano Antártico está cubierto de hielo durante gran parte del año, dificultando la llegada a él y haciéndolo prácticamente inexplorado. Pero la recompensa vale la pena: las colonias gigantes de pingüinos emperadores raramente observados viven aquí. Un espectáculo raro y mágico concedido solo a unos pocos privilegiados.

Crucero “El mar de Ross”

Navegar en el mar de Ross es una oportunidad para descubrir una de las partes más extremas de la Antártida. Aquí el frío es más intenso, el viento más fuerte, el hielo más impresionante y el paisaje más espectacular. Parcialmente ocupada por la Ross Ice Shelf, la plataforma de hielo más grande de la Antártida, esta enorme bahía ubicada a varios cientos de kilómetros del Polo Sur es una de las últimas regiones salvajes intactas del planeta. Aquí los huéspedes se encontrarán con la prodigiosa vida silvestre, así como con paisajes surrealistas con maravillosas formaciones de hielo en infinitas tonalidades de azul.

Crucero “El mar de Weddell y la plataforma de hielo de Larsen”

Impresionante, extrema y cautivadora: esta es la mejor manera de describir el Mar de Weddell, cubierto en gran parte por una capa de hielo espeso. Es un desafío y un privilegio navegar en este mar, que promete paisajes excepcionales y nuevos encuentros. En el noroeste del mar de Weddell se levanta la imponente barrera de hielo llamada Larsen Ice Shelf. Extendido hacia el mar abierto, este gigante blanco es tan inquietante como fascinante, al menos por sus dimensiones colosales y los impresionantes icebergs que genera. Este crucero será una oportunidad para acercarse lo más posible a la fauna marina de Weddell, un verdadero santuario de la vida silvestre.

Para descubrir más acerca de estas “exploraciones” y obtener mayor información y tarifas, consulte el nuevo sitio web de Ponant y póngase en contacto con las agencias de viajes.
Gabriele Bassi

 

Comments

Recientes reportajes